publicidad
Cultura y Opinión

10 años de un amor real por Carolina Cruz

A propósito de que estamos celebrando el mes del Amor y Amistad, una fecha maravillosa para comer delicioso, conocer nuevos lugares, jugar al amigo secreto y, lo más importante, pasar tiempo valioso junto a quienes más amamos (familia, amigos, pareja...).
Hernán Puentes
10 años de un amor real por Carolina Cruz
Por: Carolina Cruz- Columnista

Hola a todas mis chicas de revista ALÓ. Nos volvemos a encontrar en #VitalmenteConCaroCruz, nuestro punto de encuentro cada quince días. A propósito de que estamos celebrando el mes del Amor y Amistad, una fecha maravillosa para comer delicioso, conocer nuevos lugares, jugar al amigo secreto y, lo más importante, pasar tiempo valioso junto a quienes más amamos (familia, amigos, pareja...), les quiero contar un poco de mi vida al lado de Lincoln Palomeque. (Vea también: Carolina Cruz no se detiene)

El pasado mes de agosto cumplimos 10 años juntos. Una década de triunfos, sueños cumplidos, aprendizajes y de construir lo que es ahora nuestra familia junto a Matías. No tenemos una relación perfecta –¿quién la tiene?–, pero sí tranquila, llena de respeto, comunicación y tolerancia, y siempre nos hemos permitido volar y hacer lo que nos apasiona. (Vea también: Carolina Cruz: ¡mente y espíritu en forma!).


En marzo del 2009, Caro Cruz y Lincoln nos contaron en exclusiva su historia de amor. Revista ALÓ fue el primer medio de comunicación en retratar este noviazgo.
 

En varias oportunidades me han preguntado cuál ha sido la fórmula de nuestro amor y debo decir que no existe una pócima secreta ni una receta mágica, simplemente creo que la clave para que todo funcione (o con nosotros ha sucedido) es que el hombre de tu vida se convierta en tu amigo, en tu ‘parcero’, en tu confidente y en tu primera opción a la hora de pedir un consejo. Una relación no se trata de vivir pegados todo el tiempo, se trata de ser felices cuando estamos separados y muy dichosos cuando estamos juntos. Respeto mucho a quienes no piensan igual, pero lo que nos ha llevado a este punto, sin lugar a dudas, ha sido entender que cada uno tiene su espacio, sus proyectos y sus sueños. (Vea también: Carolina Cruz y Lincoln Palomeque: Nueve años de momentos juntos).

¿Están pasando por un momento difícil? ¿La rutina se apoderó de ustedes? ¿No saben cómo salir del agujero en el que se encuentran? No se preocupen. A todos nos ha pasado. Hace año y medio tuvimos que vivir una prueba familiar muy dura. Sin embargo, a pesar de lo complicada que fue esa situación, nos permitió unirnos mucho más, nos enseñó a valorarnos y a corroborar la importancia de permanecer juntos, en las buenas y en las malas... (Vea también: Mis mantars de éxito por Carolina Cruz).

Nuestros trabajos requieren paciencia y entendimiento. Los horarios, las largas jornadas y muchas veces la falta de tiempo enfrían cualquier relación, pero si algo hemos aprendido en estos años es a darles prioridad a los pequeños detalles, esos que no cuestan mucho dinero, pero que sí valen mucho para el corazón: llamadas, cartas, mensajes, cenas sorpresa y todo aquello que provoca sonrisas.  (Vea también: 2018, un año lleno de bendiciones por Carolina Cruz).


Para celebrar su segundo aniversario, viajamos con ellos a la mágica tierra de Curazao. Todo fue publicado en nuestra edición n.° 563.

Te invito a cuidar a esa persona que tienes a tu lado. Dios y la vida la pusieron en tu camino por algún motivo, así que valórala, ámala, apóyala y conviértete en su cómplice. ¡Todo es más fácil y más bonito a su lado! Te deseo un feliz Día del Amor y la Amistad, rodéate de seres que te sumen y no que te resten. Recuerda que tu tranquilidad no es negociable. ¡Te quiero! (Vea también: Mis mejores vacaciones por Carolina Cruz).

Comparte este artículo

publicidad
publicidad