publicidad
Entretenimiento

Laura Acuña ¡Es única!

la presentadora retorna a la televisión en una nueva faceta como presentadora de la sección #elsemáforodelauraacuña. Le es Imposible renunciar a su personalidad independiente y a su risa desfachatada. Una mujer que adora, sobre todas las cosas, el ser madre y esposa.
Giorgio del Vecchio Laura Acuña ¡Es única!
Por: Sandra Paola Real

Laura Acuña (37) es una gran presentadora que ha sabido combinar su talento y carisma con su indiscutible sensualidad y belleza. Inició su carrera en la televisión nacional en el programa Muy buenos días (2005), luego debutó en la sección de entretenimiento de Noticias RCN y ya han pasado 13 años en los que se ha convertido en una de las más queridas de la TV. Ahora regresa para incursionar en una nueva faceta gracias a #ElSemáforodeLauraAcuña, sección en la que resalta su experiencia junto a su seriedad como profesional, ahora con tintes más sociales, políticos y coyunturales. Fuera de las pantallas, es la amorosa esposa del gemólogo y empresario Rodrigo Kling y madre -en mayúsculas- de Helena y Nicolás, pues se encarga del cuidado de sus hijos 24/7. Además, es una ama de casa comprometida que adora cocinar, decorar cada uno de los espacios de su hogar y organizar grandes fiestas para los suyos. 


Hay muchos que están enamorados de ella y otras que le envidian esa habilidad para mostrarse sin máscaras en sus redes sociales. Pero todos le creen. Tal vez porque es una mujer de opuestos: por un lado, su fotogenia imbatible ante la cámara, que nos recuerda sus pasos por el modelaje, y, por otro, su pose de mujer con carácter, que se armó hasta los dientes para dejar de lado su cara bonita y hacer valer su talento. Se considera una mujer libre, cuya experiencia de maternidad la volvió más responsable y más sensata, pero no por eso aburrida, que le permitió conocer el verdadero amor. Ahora se prepara para seguir posicionándose en este nuevo segmento televisivo, "que es el broche de oro para cerrar el noticiero con una sección sólida y estructurada", según dice Juan Lozano, su jefe.

Retornas a la televisión después de varios meses, qué rico volverte a ver en pantalla. Cuéntanos al respecto.
Sí, ha sido un regreso con muchas cosas positivas, logré hacer un cambio que no creía fácil y me ha gustado mucho. Es una etapa muy diferente en mi carrera y hasta ahora ha sido muy gratificante verme en esa otra faceta periodística.
¿Cómo ha sido el recibimiento de la gente?
Ha sido muy positivo . Lo que he percibido del público ha sido bueno, y lo más importante es que me he sentido muy apoyada por la gente.
¿Cómo has hecho para organizarte con tus niños y ahora con los harrios de trabajo?
Ha sido fácil. Es cuestión de organización y de adaptarse a los cambios. Todos los días me despierto a las 7 de la mañana con mis hijos, nos bañamos los tres, desayunamos y llevo a Helena al jardín, pues la inscribimos desde agosto, me devuelvo para la casa y comparto con Nico hasta las 12 del día, luego vamos a recoger a la hermanita, almorzamos, jugamos y a las 5 p.m. me voy a trabajar.

¿Qué tal el reto de ser mamá de dos pequeñitos?
Ser mamá ha sido mi mejor plan. Es lo que más disfruto en esta vida, no hay nada en este mundo por lo que cambiaría ese tiempo de calidad con mis hijos, verlos crecer y de verdad estar en todo el proceso junto a ellos.
Hablemos sobre Helena, cada vez está más divina... ¿Cómo es su personalidad?
Helena tiene una personalidad muy definida, es dulce, firme en sus decisiones, argumenta y le gusta que le argumenten todas las decisiones como padres, y me encanta eso.
¿Y Nico? ¿Cómo te va siendo mamá de un hombrecito tan churro?
Nicolás es el niño más fuerte del mundo, en 16 meses es la primera vez que se enferma, es alegre, enérgico, tranquilo y feliz.

Dicen que los hijos unen los matrimonios, ¿disfrutas el tener ahora un poquito más de tiempo para ustedes?
Definitivamente, el amor se triangula. Todo lo que hacemos es pensando en ellos y para ellos, y creo que ese trabajo en equipo hace que la pareja se vuelva más fuerte. Laboramos por un mismo fin, que es lo más importante en la vida de cada uno; tenemos este objetivo en común.
¿Cómo es fortalecerse como pareja y como familia?
Se vuelve más sólido nuestro matrimonio, más responsable, más maduro.
¿Cuál es la cualidad que más valoras en un hombre?
La honestidad.
¿Cuál sería tu receta para el bienestar?
Hacer todo bien, al derecho y con responsabilidad.

A tus 37 años, ¿qué ha cambiado ahora en ti?
No tanto con la edad, pero siento que haberme convertido en mamá sí despertó muchos sentimientos en mí. Soy más solidaria y menos impaciente.
¿Tienes miedo a envejecer?
No.
¿Quisieras tener otro bebe?
A veces me antojo pero se me pasa rápido. (Risas).
¿Qué es lo mejor de ser madre?
Todo lo que he aprendido y sigo aprendiendo diariamente.


¿Cuál es el secreto para compaginar tu carrera con el ser madre?
Para mí, es un complemento. No tienen por qué ser un conflicto, y sí me parece importante combinar las dos, en la medida de las posibilidades.
¿Te consideras una mamá moderna?
No tanto.
En tu cuenta de Instagram tus seguidores alaban y te piden consejos sobre las fiestas tan divinas que organizas, ¿cómo lo logras?
¡Me encanta! Para mí, celebrar la vida de un ser querido es de las cosas más importantes. Nadie tiene la vida comprada y nadie sabe qué va a pasar, por eso para mí cada momento de celebración es único.
¿Cómo vislumbras tu futuro laboral y personal?
No pienso mucho en eso, la verdad. Vivo, respiro, aprendo y agradezco hoy, porque es lo único que tengo.

¿Cómo te cuidas? No te pasan los años...
¡Gracias! Pero la verdad debo decir que mis ayudas son más genéticas que científicas.
Tienes una belleza natural, ¿cómo la potencias?
Me maquillo poco, no me gustan mucho los tratamientos invasivos y sobre todo, entiendo que envejecer es parte de la vida y que también tiene su encanto.
¿Algún truquito de belleza que quieras compartirnos?
Es importante dejar respirar la piel. Buena hidratación y poco sol.
¿Qué planes tienes para el fin de año?
Estar en familia, que es lo más importante para mí. Celebrar con mi familia, mis hijos, esposo, padres, hermanos, sobrinos y amigos cercanos. 

Comparte este artículo

publicidad
publicidad