publicidad
Sexo y Amor

Sexo después del cáncer: la vida sigue, el placer tambien

Según un estudio de la Journal of Sexual Medicine, el 70 por ciento de las mujeres que han padecido cáncer aseguran que en algún momento de la enfermedad presentaron falta de deseo sexual e incluso dolor durante el coito ¿Qué pasa con la vida sexual de estas pacientes?
123rf Sexo después del cáncer: la vida sigue, el placer tambien
Por: Cristina Morales

Una sexualidad saludable forma parte de la realización del ser humano. Por eso una vida en pareja satisfactoria y la capacidad de expresarse por medio del placer son terapias emocionales para sentirnos realizadas por dentro y por fuera. Sin embargo esta tarea se complica para las pacientes con cáncer debido, muchas veces, a los medicamentos contra el dolor, a la depresión, a los sentimientos de culpa por las creencias erróneas sobre el origen de la enfermedad, a los cambios en la imagen corporal y a las tensiones originadas por las relaciones personales. 

Para Alejandra Quintero, psicóloga, asesora sexual y vocera para Durex Colombia. “Todos los tipos de cáncer son distintos y afectan la vida sexual de distinta manera. Los tratamientos tienden a disminuir el deseo sexual y en algunos casos, quienes superan el cáncer se enfrentan a cambios corporales: la pérdida de cabello (cuando hay exposición a quimioterapia), las cicatrices ( en el caso de las cirugías), la pérdida de un seno por cáncer mamario”, según la especialista la aceptación de la nueva imagen, el apoyo de la pareja y la actitud que tengamos hacia la enfermedad, una vez superada, son variables que nos ayudarán a salir adelante y a recuperar poco a poco nuestra vida sexual y erótica. 

El truco es reaprender la sexualidad
1. Habla con tu pareja sobre cómo te sientes, explícale tus nuevas necesidades afectivas, emocionales y sexuales. ¡La honestidad es la base para el entendimiento!

2. La creatividad erótica es fundamental, ambos pueden encontrar nuevas cosas con las que se sientan cómodos y que ayuden a descubrir de manera lúdica una sexualidad lúdica más allá de lo genital: tocarse y descubrirse es la manera de sensibilizar nuestro cuerpo y disponerlo para el placer. 

3. En caso de sequedad vaginal, se recomienda el uso de lubricantes o geles a base de agua o silicona.

4. Existen grupos de apoyo de sobrevivientes de cáncer para compartir experiencias y entender que no eres la única que pasa por esto y que tiene solución.

5.La asesoría de un médico sexólogo es fundamental. De esa forma la paciente pude consultar en confianza sus dudas y aprender a encontrar soluciones desde su intimidad y respetando sus límites.

Los beneficios de la sexualidad durante y después del cáncer
Disminuye el nivel de ansiedad
La sensación de incomodidad y los sentimientos de tristeza y depresión son menores.
Hay una mayor adaptación a los efectos de la enfermedad y a su tratamiento.
Es una buena forma de lidiar con el enojo y la confusión.

 

 

Comparte este artículo

publicidad
publicidad