publicidad
Bienestar

En pandemia... Felinos equilibrados

No nos digamos mentiras, nuestro adorado gatito es el dueño de nuestro corazón. Pero, ¿qué pasa cuando de un momento a otro se torna agresivo y violento? Tips para manejarlo.
En pandemia... Felinos equilibrados
Por:

Maullar, gritar, aruñar, mostrar los dientes o morder son actitudes que demuestran que tu gato atraviesa un caso de agresividad. ¿Qué lo provoca? “Las causas pueden ser hormonales, o porque presenta algún tipo de enfermedad o dolor, pero también puede desencadenarse porque en su entorno está ocurriendo algo que lo indispone o lo asusta o por el estrés debido a la pandemia”, indica Carolina Alaguna, médica veterinaria etóloga. Quien explica que aunque este tipo de comportamientos tienen un tratamiento, lo mejor es prevenir. “De nosotros mismos depende que tengamos una mascota equilibrada y feliz siempre, la clave es conocerlas y consultar con un experto para que nos ayude a entender sus actitudes y, muy importante, generarle rutinas y normas”, indica Alaguna.Los principales síntomas de agresión pueden no ser perceptibles a primera vista. “Por ejemplo, si se trata de un gato bebé, las personas pueden pasar por alto un aruñón, pero resulta que este es el mejor momento para reaccionar. O en el caso de un adulto que comienza a mostrar los dientes cuando el dueño se acera a su comida, creemos que es normal, pero no es así”, dice.


The Savitsky Cats es un equipo de acróbatas, madre e hija ucranianas (Svitlana y Maryna y su gata blanca llamada Linda), quienes se presentan en el Lincoln Center en Nueva York.

¿Cómo ayudarle a tu gatito?
Lo primero, cuando notamos los primeros signos de violencia es evitarlos. Y como cada caso es diferente, es necesario consultar con un experto. “Generalmente los tratamientos de etología clínica se basan en una evaluación y diagnóstico del animal para elaborar una lista de problemas de conducta y después detallar un plan de trabajo”, asegura Alaguna.
Un entorno cómodo
Algunos comportamientos como arañar o morder son parte del instinto natural de los felinos. La mejor alternativa es organizarles lugares donde explorar, jugar y gastar energía. Proporcionándole un rascador y juguetes para morder.
Juega con tu gato
Si bien, se caracterizan por ser animales bastante independientes, disfrutan de pasar tiempo acompañados. Jugar con él no solo te permitirá fortalecer el vínculo, sino que además el animal se adaptará a una rutina (puede durar entre 15 y 20 minutos al día).
Ofrécele recompensas
Cada vez que tu felino se porte bien o comience a corregir sus malos comportamientos, debes hacerle sentir que lo que hace está bien. Puedes darle alguna golosina, caricias, etc.
Ignóralo
Es importante que, en el momento en que detectas el mal comportamiento en tu gato, no le grites. Golpear o gritarle a un animal solo provoca miedo y estrés. La mejor alternativa cuando encuentres a tu mascota realizando una acción negativa es ignorarlo.
No utilizar spray
Existe una creencia de que al rociar con agua a un gato ayudará a cambiar su forma de actuar. Esto es totalmente falso, además es probable que se vuelva retraído.
¡muy alerta!
En ocasiones, un cambio de comportamiento como orinar en otro lado puede ser una alerta. Para ello, nada mejor que realizar una consulta a su veterinario.
 

Comparte este artículo

publicidad
publicidad